Buscar
  • Propert-i

La tecnología y la neuroarquitectura

Si las personas viven en espacios saludables, dentro de un ambiente diseñado para adaptarse a su naturaleza, tendrán un efecto positivo en sus funciones y rendimiento.



La neuroarquitectura es un concepto relativamente nuevo en el campo de la arquitectura, donde se puede entender cómo la combinación de la investigación neurocíentifica y de los componentes de los edificios, proveen a la gente con estimulación sensorial esencial y logran su bienestar.

Aunque es un concepto nuevo, se pueden rastrear los primeros lineamientos y teorías en 1920 con el auge de la arquitectura funcional, donde se empezó a poner al ser humano en el centro de los estándares americanos y europeos de la arquitectura. Con esto se puede entender que la arquitectura juega un rol fundamental en la estimulación de los diferentes sentidos, siempre alineado al bienestar de las personas que lo habitan. Se puede probar esta teoría analizando los edificios construidos y diseñados con características tradicionales, donde el uso de materiales y distribuciones espaciales convencionales, no solo trae a la mente las percepciones de los antiguos arquitectos y de una cultura dentro del edificio desactualizada con la modernidad, sino además, nuevas distribuciones espaciales y diseños arquitectónicos ayudan a redescubrir valores sociales como comunidad, hogar y seguridad y los sitúa en contextos contemporáneos como arquitectura viva, convirtiendo a la neuroarquitectura como una ciencia adecuada para poder entender la influencia de los espacios en el día a día de las personas.

Si las personas viven en espacios saludables, dentro de un ambiente diseñado para adaptarse a su naturaleza, tendrán un efecto positivo en sus funciones y rendimiento.

¿Si se puede estudiar la neurociencia detrás de los espacios, por qué generalmente se analiza la arquitectura como una composición de experiencias en donde prima la adaptabilidad de las personas que lo habitan? ¿Como se podría entender a las personas de tal manera que puedan generar data relevante en tiempo real para el acondicionamiento de los espacios y así poder crear espacios saludables adaptados a la naturaleza estos?

El lenguaje es la expresión humana de las ideas y emociones, el medio en el que comunicamos el entendimiento de las cosas entre las personas y abraca desde la forma como transmitimos alegría, tristeza, tradiciones, hasta la expresión de comodidad o incomodidad. Prácticamente se puede inferir que gracias al lenguaje podemos pensar, especular, e imaginar, podemos convertir estos pensamientos en realidades y evolucionarlos para poder encontrar un confort donde nuestras necesidades van a ser cubiertas por lo que nos rodea.

Es ahí donde el uso de las tecnologías disruptivas, como la inteligencia artificial desde capacidades de procesamiento del lenguaje natural, puede entrar a fortalecer la investigación de la neurociencia del espacio en la búsqueda del confort como eje fundamental de la retención de talento, retención de ocupantes y mejoramiento del clima laboral.

Propert-i es la solución ideal para poder entender a las personas y relacionarlas al espacio desde tres características fundamentales:

· El procesamiento de la voz de los ocupantes de un espacio, apoyado en tecnología de procesamiento de lenguaje natural con Inteligencia Artificial, para estructurar en detalle la correlación entre el perfil holístico de personalidad y emociones de los ocupantes y el espacio que están habitando.

· La recopilación y evaluación continua de estos datos de alto nivel para aportar una nueva capa de conocimiento a la gestión de inversiones inmobiliarias.

El ajuste dinámico de la data para poder tener en cada iteración resultados mas precisos y por tanto un análisis neuroarquitectonico adecuado para el grupo humano analizado.


info@propert-i.com

38 vistas0 comentarios